TRAGABOLAS

Es un clásico de toda la vida. Sencillo, pero adictivo sin parar.

Se lo pasarán genial alimentando a unos hipopótamos muy hambrientos con un montón de bolas. Gana el que coma más bolas o la dorada.
– 4 hipopótamos y un montón de bolas para que se las coman
– 1 bola color oro
– El juego se guarda de manera muy sencilla

Categoría:

Descripción